Tag

Bebidas

Browsing

Aquí tienes estas recetas de cócteles con ginebra, por si necesitas ya un cambio a beber gin tonics con tus amigos. Inténtalos al menos una vez.

Klever Tee Time / Redacción

Para empezar, seamos justos, porque es de bien nacidos ser agradecidos. Así que empecemos por darle las gracias a los holandeses. Porque fueron ellos quienes inventaron la ginebra, y no los ingleses, como mucha gente cree. La ginebra nació en Holanda en el siglo XVII.

Su alumbramiento fue puramente medicinal, no recreativo. Se inventó como posible cura a un buen número de problemas digestivos y de riñones y estaba elaborada en un primer momento con cebada, centeno y maíz. El enebro vendría después. Pero hay quien dice que su origen es aún anterior, y que algunos monjes italianos ya preparaban una bebida similiar a la ginebra de hoy como medicamento para curar la peste bubónica, allá por el siglo XI.

Orígenes

Pero si tomamos Holanda como inicio, fue allí donde conocieron la ginebra los soldados británicos que participaban en las guerras anglo-neerlandesas. La consumían para tener una dosis extra de valor y para combatir el frío. Desde allí la llevarían a Inglaterra donde se popularizó, hasta que Guillermo III de Orange prohibió el consumo de cualquier destilado que no tuviera origen británico. Pero los ingleses, lejos de dejar de consumirla, empezaron a fabricarla en destilerías clandestinas que surgieron como la espuma hasta que finalmente se regularizó.

Sería más tarde, en 1862 cuando nacería lo que hoy conocemos como ginebra británica o London Dry Gin, cuando el farmacéutico inglés James Burrough regresó de Estados Unidos y aplicó una nueva fórmula con enebro, cilantro, piel de naranja, ralladura de limón y semillas de la planta angélica. Así nació la mítica Beefeater.

Recetas

Una vez finalizada la clase de historia, vamos a lo que vamos: te traemos 9 cócteles con los que triunfarás y sorprenderás a tus invitados; sobre todo aquellos que creen que con la ginebra sólo se hacen gintonics. 

Afortunadamente, esta bebida admite casi tantas variables como personas quieran beberla. Su mezcla de cítricos, aromas florales y botánicos la hace un ingrediente perfecto para que las mezclas siempre salgan bien. Los dos únicos requisitos fundamentales son: suficientes mezcladores y, obviamente, una buena ginebra. Aquí tienes nueve propuestas deliciosas y fáciles de preparar, para que le des un sello de autor a las copas en tu casa.

Te presentamos el broche de oro para una cena de verano. Y hasta de invierno. Macera la ginebra con un buen puñado de frutos rojos durante al menos 20 minutos. Después cuélala y licúa las moras (o frambuesas, o zarzamoras…) junto al zumo de medio limón. Viértelo en un vaso junto con la ginebra, dos cucharadas de azúcar, un chorrito de agua mineral y mucho hielo. Decora con hojas de menta y alguna mora entera. Y a gozar.

Corpse Reviver

Literalmente, resucitador. Una mezcla perfecta para los días que suceden a largas noches de alterne, seguramente no te quite la resaca, para eso tienes el Bloody Mary, pero te va a encantar. Sólo tienes que mezclar 20 ml de ginebra, 20 de Cointreau, 20 de Lillet y 20 de zumo de limón, añádele un toque de absenta y tus invitados volverán a cantar.

Té de ginebra y limoncello

Posiblemente no concebirías convertir el momento del café y la copa en el mismo momento pero hoy te lo traemos. Sólo debes mezclar 20 ml de ginebra, con 10 ml de limoncello, otros 20 ml de un té claro y el zumo fresco de un limón. Cuando esté todo mezclado, añádele agua con gas. Absolutamente refrescante.

French 75

Peculiar cóctel, fácil de hacer y realmente ligero; sólo debes mezclar una copa de ginebra con media copa de zumo de limón y rellenar con champán.

Sapphire Farhini

La mejor y más frutal de las maneras de disfrutar la ginebra. Mezcla 50 ml de Bombay Sapphire con 25 ml de Schnapps de melocotón (puedes cambiarlo por zumo), 25 ml de zumo de arándanos y 35 de zumo de naranja. Nadie podría pensar que lleva alcohol.

Negroni

Si has visto Mad Men posiblemente no te extrañará este coctel. A 30 ml de ginebra Hendrick’s añádele en el vaso medidor 15 ml de Campari, 15 ml de Aperol y 20 ml de vermú rojo. Sirve en un vaso bajo con hielo y piel de naranja. El negroni es un viaje directo a Sicilia sin pasar por el aeropuerto.

La singular presentación tendrá solo 272 botellas de las cuales también se podrán encontrar nuestro país. Descubre qué hace tan especial a esta etiqueta de whisky.

Klever Tee Time / Redacción

Highland Park lanza el whisky más prestigiado de la destilería con una añejamiento de 50 años. Con una edición limitada a solo 272 botellas, la compañía escocesa presenta su tercer release de un whisky de estas características en los 223 años de vida de la compañía con un precio impactante.

Los orígenes de este whisky comenzaron en los años 60. Desde Orkney, Escocia, la larga y lenta maduración iniciaba para dar como resultado la edición 2020 de Highland Park de 50 años, una edición única para los amantes del whisky alrededor del mundo. 

Creado a partir de ponerlo a descansar en barricas ex Jerez de primer y segundo uso en los años 1964 y 1968, el Highland Park 50 años es hoy una pieza poco común dentro de la historia del whisky que comparte sus aromas y sabores a los grandes conocedores.

Este whisky excepcional cuenta con delicados aromas de cerezas negras maduras, azúcar mascabado y chocolate oscuro que son transmitidos por medio de notas de cuero y humo con una intensidad de sabores complejos y excitantes de especias exóticas; cáscara de naranja, roble tostado y duraznos maduros que brindan una dulzura deliciosamente rica pero fragante.

Al final yacen notas de especias secas y un ligero toque de café espresso oscuro envuelto en un aromático humo de turba.

“Cuando probé el whisky de estas barricas trasvasadas a principios de 2020, que contenía un líquido añejado por más de 50 años, degusté un whisky espectacular que había absorbido todos los sabores de frutas secas y caramelo dulce durante su última etapa de maduración, pero que aún conservaba la delicada fragancia y los sabores sofisticados de las barricas de su primer almacenamiento”

Gordon Motion, Master Whisky Maker de Highland Park.

La edición, además de reunir una espléndida manifestación del whisky a través de los años, se convierte también en una pieza única digna de los amantes de la bebida que solo unos pocos podrán tener en sus manos. De las 272 botellas existentes, algunas han llegado a México con un costo de alrededor de $590 mil pesos mexicanos.

La exclusiva botella que lo acompaña tiene una placa y boquilla de oro, la cual fue numerada y personalmente firmada por el “Master Whiskey Maker” de Highland Park, Gordon Motion. La botella viene acompañada de un decantador con acabados de oro y finalmente almacenada en una caja elaborada con madera de árbol de castañas.

Después de sorprendernos con su receta de Negroni, el actor compartió otra gran receta de solo 3 ingredientes.

Klever Tee Time / Redacción

Stanley Tucci le robaron el título del hombre calvo más sexy para dárselo al príncipe William, pero eso a él no le importa mucho, ya que es un gran actor y tiene otro reconocimiento que quiere conseguir, el del mejor bartender del año.

Hace unos meses el actor de Devil Wears Prada reveló (usando un look con camisa polo que hay que imitar) su receta para el Negroni perfecto y con eso se convirtió en una sensación instantánea (incluso Chris Evans dijo ser fan de su cóctel). Tucci subió el video a su cuenta de Instagram, donde explicaba desde el tipo de copa hasta cada unos de los ingredientes que se deben usar para conseguir el mejor sabor, y con él conseguimos el tutorial perfecto que no sabíamos que habíamos necesitado toda la vida.

Está más que claro que Stanley Tucci es un conocedor y que domina el juego de la coctelería en casa, y lo acaba de probar de nuevo con otra receta simple, rápida y fácil de un cóctel que sin duda se convertirá en uno de los favoritos de todo el que llegue a probarlo.

James Bond le gusta tomar su Martini con gin (uno de los varios cocteles que toma en las películas y libros), pero Tucci, quien acaba de estrenar su propia serie de comida con CNN (que tienes que ver si eres fanático de Italia) dice que reemplazar la ginebra o el clásico vodka por un poco de tequila es la jugada perfecta para una bebida fresca, simple e infalible que sabe muy bien y es refrescante.

El Tequila-Tini o Tequila Martini de Stanley Tucci

Tucci es el Mr. Miyagi de la coctelería, sus tutoriales para preparar un Negroni y un Old Fashioned fueron un éxito total, y ahora está de regreso con uno que le pone un twist interesante a uno de los cócteles más famosos del mundo.

“Es realmente bueno verlos de nuevo”, dijo Tucci en un video en el que aparece nuevamente con un look digno de ser imitado (así es como se lleva el chaleco tejido, por si se lo preguntaban). “Lamento que haya pasado tanto tiempo desde que preparé un cóctel, pero a veces me gusta beber solo”.

Después de su introducción, y su confesión de que le gusta tomar solo (y veces todos lo necesitamos, en especial después de un día lleno de juntas de zoom), el actor y foodie pasa a compartir su peculiar forma de preparar un Martini con tequila.

Los ingredientes del Tequila Martini:

  • 1/2 shot de Cointreau ⠀
  • 4 shots de tequila (Tucci usó el tequila Casamigos, creado por George Clooney, pero puedes usar el que más te guste)
  • Hielo ⠀
  • Rodaja de naranja para decorar

Para preparar el cóctel, se requiere de un jigger (que es lo que se usa para medir una dosis de alcohol), una cuchara para revolver, una jarra, un colador y un cuchillo de cocina, y en el video explica cómo que hay que usar dos shots de tequila y medio shot de Cointreau (porque su lista de ingredientes al parecer es para preparar dos tandas del cóctel).

Una vez que tengas todo listo, hay que agregar el Cointreau a una jarra con hielo, agitar durante aproximadamente un minuto y luego agregar el tequila antes de revolver nuevamente por otros 90 segundos. Después hay que colar y servir en una copa y cortar una pequeña rodaja de naranja para decorar.

El resultado es un cóctel fuerte y fresco con toques de cítricos por la naranja, que además está perfectamente frío gracias a que se revuelve con el hielo. Esta bebida le va a resultar familiar a los fanáticos del clásico Old Fashioned, y se puede cambiar por tequila blanco con un poco de limón para una versión un poco más dulce.

No hay mucho que unos buenos cocteles con whisky no puedan curar. Y hay bastantes dolencias en este año extraño que podrían necesitar su toque sanador.

Klever Tee Time / Redacción

En la era pandémica, un coctel nos ayuda a marcar el final de un día en casa con el comienzo de una velada … también en casa.

Bourbon, rye o scotch: todos los tipos de este destilado están representados en estos 10 cocteles con whisky que puedes degustar acompañados de nuestra playlist especial.

El Esquire

Ingredientes:
  • 2 ¼ oz. de bourbon
  • ¾ oz. de Gran Marnier
  • 1 ½ cucharadita de jugo de naranja
  • 1 cucharadita de jugo de limón
  • 1 o 2 pizcas de amargo de Angostura
Instrucciones:

Coloca el bourbon y los demás ingredientes en una coctelera, agítala con hielo frappe y sírvela en una copa para martini. Adorna con cáscara de limón.

cocteles de whisky
Foto: Getty Images.

El Tradicional

Ingredientes:
  • 1 cubo de azúcar
  • 3 pizcas de amargo de angostura
  • Agua mineral
  • 2 oz. de whisky de rye
Instrucciones:

Coloca el cubo de azúcar (media cucharada) en un vaso Old Fashioned. Mézclalo con 2 o 3 pizcas de amargo de Angostura y un poco de agua mineral. Aplasta el azúcar con una cuchara, agrega uno o dos hielos y el whisky. Sirve con un agitador.

El Canciller

Ingredientes:
  • 2 oz. de whisky
  • 1 oz. de Oporto
  • ⅕ oz. de vermú francés
Instrucciones:

Mezcla bien con hielo picado y cuela en una copa coctelera.

El Manhattan

Ingredientes:
  • 2 oz. de whisky de rye
  • 1 oz. de vermú italiano
  • 2 pizcas de bitter de naranja
Instrucciones:

Mezcla el whisky, el vermú y los amargos con algo de hielo picado. Cuélalo en una copa coctelera y adorna con cerezas al marrasquino.

cocteles de whisky
Foto: Getty Images.

El Café Irlandés

Ingredientes:
  • 2 oz. de whisky irlandés
  • 5 o 6 oz. de café
  • 2 cucharaditas de azúcar
  • Crema batida
Instrucciones:

Vierte el whisky, el café y el azúcar en una taza de cristal. Revuelve la parte superior con una capa gruesa de crema batida.

El Esmeralda

Ingredientes:
  • 2 oz. de whisk(e)y
  • 1 oz. de vermú italiano
  • 1 pizca de bitter de naranja
Instrucciones:

Mezclar todo muy bien con hielo picado, luego colar en una copa coctelera.

El Millonario

Ingredientes:
  • 2 oz. de whisky de cebada
  • ½ oz. de Grand Marnier
  • 1 pizca de granadina
  • 1 clara de huevo
Instrucciones:

Agitatodo en una coctelera con hielo picado como si tu vida dependiera de ello. Cuélalo en una copa coctelera.

cocteles de whisky
Foto: Getty Images.

El Brain-Duster

Ingredientes:
  • 1 oz. de whisky de centeno
  • 1 oz. de ajenjo
  • 1 oz. de vermú italiano
  • 1 pizca de amargo de Angostura
Instrucciones:

Mezcla todo con hielo picado y cuélalo en una copa coctelera.

El Glasgow

Ingredientes:
  • 2 oz. de escocés
  • 1 oz. de vermú francés
  • 1 cucharadita de ajenjo
  • 1 pizca de bitter de Peychaud
Instrucciones:

Mezclar el escocés, vermú, ajenjo y el bitter con hielo picado y cuélalo en una copa coctelera. Adórnalo con un twist, cáscara de limón o la cabeza de una muñeca, como lo haría Crispin.

El Rob Roy

Ingredientes:
  • 2 oz. de whisky escocés
  • ¾ oz. de vermú italiano
  • 1 pizca de amargo de Angostura
Instrucciones:

Agita todo con hielo picado, luego cuélalo en una copa coctelera y adórnalo como un Manhattan o con un twist de limón o, si es absolutamente necesario, con una cereza.